Entrevista Noviembre: Carolina González



Ya casi estamos llegando al final de este fabuloso proyecto Mujeres que se aman, el cual jamás pensé tendría el alcance que ha tenido, hemos conocido a mujeres grandiosas que están trabajando en ellas mismas y son un vivo ejemplo de que esta nueva generación de féminas apuesta por el amor propio como principio fundamental para llevar a cabo sus proyectos de vida.

Me encanta ver cómo la mujer contemporánea es una mujer más consciente, empoderada, determinada y activa, mujeres que viajan solas, mujeres emprendedoras, mujeres que construyen diariamente una nueva realidad que nada tiene que ver con esa mujer sumisa que la sociedad patriarcal nos obligó a marcar en la piel del alma.

Mi penúltima invitada es una mujer que recoge un poco de todo aquello que hemos conocido de mis invitadas anteriores, desde la primera vez que conversamos sentí una bonita energía, como una extraña conexión que te hace sentir que aquella vez no era la primera vez, sino como una especie de continuación de una conversación que en algún momento dejamos suspendida en el tiempo.

Su nombre es Carolina González y es la talentosa escritora del blog Enkuentrat, nos regala una muy precisa entrevista en la que no hizo falta usar frases de más para llegar a donde ha tenido que llegar, ella podrá tocar tu corazón en cada respuesta ya que es fácil empaparse con sus palabras, identificarse con su perspectiva y tomar su mano para dejarse llevar por este camino que ella ha elegido para su amor propio, descúbrela a continuación en cada pregunta, en cada respuesta.

Del embarazo a la maternidad



Ojalá estés embarazada y hayas coincido con este post, ojalá hayas tropezado con estas líneas porque colocaste en el buscador algo relacionado con una maternidad consciente y diste clic en este enlace.

Te cuento que hace dos meses dejé de estar embarazada y físicamente ha sido una de las experiencias más dolorosas que he podido vivir, eso de esperar dos bebes al mismo tiempo puede llevar el cuerpo a un límite en el que el dolor y las proporciones se escapan de lo esperado.

Como madre de una adolescente no puedo negar que me afectó la idea de tener que comenzar de nuevo, luego de más de una década me sentía como toda una novata y de hecho el médico me confirmó que era primeriza funcional, así que después de tanto tiempo y de ver a mi hija tan bien encaminada emocionalmente, no sabía si estaba preparada para volver a criar.

Quedar embarazada es el resultado de un milagroso acto de amor que se llama fecundación, un instante de la vida que te marca hasta la eternidad en el que un ser se une a ti a través de tu sangre y se imprime en tu vida con un sutil “para siempre” a través de tu alma.

Entrevista Octubre: Laia Moret



Si quieres saber si te estás amando, o no, es importante que analices cómo está tu relación con la soledad, si no puedes ni ir a la esquina sin que alguien te acompañe, si te es insoportable pasar un fin de semana en casa sola con tu presencia, entonces es un indicio importante de que no estás congeniando contigo misma y por tanto el amor propio brilla por su ausencia.

Las mujeres tenemos la mala costumbre de creer que en compañía la vida se vive mejor, y esto muchas veces nos aleja de nosotras mismas, somos expertas en el arte del sacrificio y no hay nada que hagamos con más frecuencia que el postergarnos, es por ello que me encantan las mujeres que se han atrevido a hacerlo sola, sobre todo es de mi absoluta admiración aquellas que compraron un boleto sin fecha de vuelta, esas que no necesitaron tomar de la mano de nadie para emprender el camino.

Mi decima invitada es la representación perfecta de este tipo de mujer, una chica que no solo viaja sola, sino que en el camino ha sabido emprender, no necesitó quedarse encerrada en una oficina para luego viajar una vez al año, ya que convirtió al viaje en su forma de ganarse la vida, y en ese proceso, aprovechó para comenzar a amarse.

Su nombre es Laia Moret y escribe sus relatos viajeros en el blog Dream Travel Girl, en el cual no solo puedes deleitarte con las andanzas de una mujer que decidió hacer este camino en solitario, sino que además puedes disfrutar de unas fotos hermosísimas que solo Laia sabe mostrarnos a sus lectores. Admiro de ella esta determinación para vivir la vida viajando en solitario, y es por ello que es para mí una mujer que se ama.

Un blog cuatro años después



¡Feliz aniversario blog!

Hace cuatro años que estamos juntos y has sido para mí un aliado incondicional. Comenzaste siendo un confidente, uno de esos amigos con los que pasas horas y horas conversando y con quien te entiendes a la perfección, sin embargo nuestra relación ha tenido altas y bajas, pero los dos primeros años fuimos casi que inseparables ya que supimos mantener esa conexión profunda que solo sabe disolver los roces de la convivencia y el tiempo.

Hemos escrito y publicado juntos desde tres ciudades distintas, las cuales están separadas cada una a cientos de kilómetros, por lo que has vivido conmigo despedidas, separaciones, mudanzas, tristezas, alegrías, reencuentros, cierre de ciclos y cambiar la zona de confort por la incertidumbre que trae lo nuevo.

Muchas veces hemos tenido la inspiración suelta y murmurante, pero otras veces nos hemos distanciado por varias semanas porque ambos no supimos coincidir en palabras ni emociones, tú te quedabas muy callado y yo no sabía escribir sobre ti nuevamente.